Costes inherentes de la compra de un inmueble

La compra de un inmueble, además de ser, para la gran mayoría de las personas, la inversión de su vida, puede ser un verdadero juego financiero. La búsqueda de la casa ideal -que, de por sí, ya es bastante compleja- es sólo una parte del proceso, que también implica conseguir la mejor hipoteca y otra serie de trámites burocráticos.

Por eso, en la mayoría de los casos, los compradores optan por contar con el apoyo de un asesor inmobiliario. Estos profesionales, además de ser especialistas en una zona geográfica determinada y facilitar la búsqueda de vivienda, disponen de una amplia red de contactos con otros profesionales, como intermediarios de crédito, abogados o notarios.

Puedes leer el artículo ¿Por qué contratar a un asesor inmobiliario para vender su inmueble?, donde enumeramos todas las ventajas de contar con un acompañamiento especializado en su totalidad.

Con o sin el apoyo de un profesional, lo cierto es que, muy a menudo, los clientes compradores se ven sorprendidos por los costes asociados a la compra de su vivienda, que no esperaban. En los casos en que el presupuesto ya está llegando a su límite, y no hay margen de maniobra, estos costes «extra» pueden ser decisivos.

Por eso, en este artículo hablaremos de todos los costes inherentes a la compra de una vivienda, para que sepa exactamente a qué atenerse.

Impuestos

IMT – Impuesto Municipal sobre Transmisiones Patrimoniales

Empecemos por el IMT. Deberá llevar consigo, el día de la escritura del inmueble, el justificante de pago de este impuesto. En términos sencillos, el IMT es un impuesto que se calcula en base al valor tributario patrimonial o al valor declarado en la escritura – depende de qué valor sea mayor. Para determinar la cuantía de este impuesto se tiene en cuenta el tipo aplicable y la parte a deducir, que puede variar según la zona. Los valores del tipo impositivo aplicable y la parte a deducir pueden consultarse en el portal de las autoridades fiscales.

En algunos casos, y según requisitos específicos, es posible solicitar la exención de este impuesto, así que no dudes en preguntar al asesor inmobiliario que le acompañe.

Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados en la compra

El impuesto del timbre se paga por la compra de una propiedad. En el caso de quienes quieran comprar una vivienda, el impuesto sobre actos jurídicos documentados -cuyo tipo fijo está ahora en el 0,8%- tendrá que pagarse en el momento de la firma de la escritura. Este tipo se aplica, como en el caso del IMT, sobre el valor tributario patrimonial o sobre el valor declarado en la escritura -según cuál sea más alto-.

Escritura y registro

Escritura

El coste de la escritura también debe incluirse en tus planes. Este coste no es fijo, por lo que varía en función del lugar donde se realice la escritura, dependiendo de las tablas propias de cada establecimiento. 

Crédito a la vivienda Si va a recurrir a una hipoteca, que suele ser el caso de la mayoría de los compradores, hay algunos costes adicionales que tendrá que tener en cuenta. Comisiones bancarias Si decides pedir una hipoteca, tendrás que pagar el impuesto sobre el timbre de la vivienda. En el caso de quienes quieran comprar una vivienda, el impuesto sobre actos jurídicos documentados -cuyo tipo fijo está ahora en el 0,8%- tendrá que pagarse en el momento de la firma de la escritura. Este tipo se aplica, como en el caso del IMT, sobre el valor tributario patrimonial o sobre el valor declarado en la escritura -según cuál sea más alto-.

Crédito a la vivienda

Si va a recurrir a una hipoteca, que suele ser el caso de la mayoría de los compradores, hay algunos costes adicionales que tendrá que tener en cuenta.

Comisiones bancarias

Si decide pedir una hipoteca, tendrás que empezar por pagar al banco los gastos de tasación del inmueble. Esto se debe a que, para que el banco te conceda el crédito que necesitas, es necesario que conozcas de antemano el valor efectivo del inmueble. También habrá que sufragar los costes del análisis del crédito, en lo que se conoce comúnmente como comisiones de expediente o comisiones de estudio o apertura.

Por último, también tendrás que cubrir las comisiones de formalización del contrato que, brevemente, sirven para cubrir los gastos administrativos y burocráticos que tuvo el banco en todo el proceso.

Impuesto de timbre sobre la financiación

Sabemos que la lista ya es larga, pero, además del impuesto sobre actos jurídicos documentados de la compra, si utiliza una hipoteca, también tendrá que pagar el impuesto sobre actos jurídicos documentados de la financiación. Este impuesto se traduce en el pago de un tipo fijo del 0,6% sobre el valor financiado para los contratos con un plazo de pago superior a 5 años.

Préstamo hipotecario

La hipoteca sobre la propiedad es la garantía del contrato de préstamo. Implica, a la hora de contratar un préstamo, que el banco exige una garantía de pago del mismo, que en este caso es una hipoteca sobre un inmueble (normalmente el inmueble financiado) o algo similar. Supone un registro adicional para todos aquellos que quieran comprar una casa recurriendo a un crédito para la vivienda.

Seguro de vida

Para conseguir la aprobación de un préstamo hipotecario, también tendrás que pagar los costes de una póliza de seguro de vida, que sirve de garantía en caso de fallecimiento del titular (o de uno de los titulares) del contrato de préstamo. Este valor es variable y depende del proveedor de servicios que decidas utilizar, así como de la salud y el historial médico de los asegurados, entre otros. Pues bien, como se trata de un coste variable, aquí tienes otra oportunidad para probar las mejores condiciones posibles y ahorrar dinero en la compra de tu casa.

Seguro multirriesgo

De hecho, el único seguro obligatorio por ley es el de incendio de edificios en régimen de propiedad horizontal. Sin embargo, muchos bancos y compañías de seguros venden seguros multirriesgo que no sólo cubren el incendio, sino también otros riesgos como inundaciones, robos, derrumbes o tormentas, etc.

Otros gastos

Una vez superada la fase inicial de la compra de una vivienda, no olvides que habrá otros gastos que deberás tener en cuenta mensual y/o anualmente. Algunos ejemplos son:

  • Las primas de los seguros;
  • Gastos mensuales del condominio;
  • Otros gastos que puedan surgir entretanto, relativos, por ejemplo, al mantenimiento de la propiedad;
  • Impuesto municipal sobre bienes inmuebles – IMI (pago anual)

Efectivamente, los costes de la compra de una vivienda son importantes. Sin embargo, como hay pocas opciones de alquiler, la compra de una casa sigue estando en los planes de muchas familias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies